Inicio Nacional Fuerte aumento de la circulación viral: las razones y advertencias para el...

Fuerte aumento de la circulación viral: las razones y advertencias para el invierno que se acerca

97
0

Especialistas epidemiólogicos analizaron con EL DÍNAMO las razones que explican el aumento de estos virus. Coincidieron en la importancia de la campaña de invierno, pero discreparon sobre la utilidad de volver a usar las mascarillas.

El aumento de la presencia de virus respiratorios en el país motivó la decisión del Ministerio de Educación de adelantar para el 24 de junio el inicio de las vacaciones de invierno para los escolares.

De hecho, los especialistas apuntan a que durante los primeros meses de este 2024 se registra la mayor incidencia del virus respiratorio sincicial, por lo que adelantar las vacaciones permite que los estudiantes permanezcan en sus casas y disminuya el riesgo de transmisión.

Respecto a las razones del aumento de la circulación viral y qué medidas se deberían adoptar para disminuir su impacto en la población, EL DÍNAMO conversó con dos especialistas epidemiólogos.

Peaks de enfermedades respiratorias en verano

Estos peaks de verano no eran esperables“, reconoce de entrada el profesor del programa de Epidemiología de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Chile, Gabriel Cavada. “Seguramente esto tiene que ver con un reacomodo de los nichos ecológicos de los virus“, plantea a continuación.



“Uno esperaría que a partir de este año tengamos unas curvas epidemiológicas con peaks de enfermedades respiratorias en junio y julio, y después una baja notable. De ahí en adelante, no sabemos si esta conducta que hoy día consideramos errática se vaya a mantener en el tiempo, nuevamente con peaks respiratorios en verano”, añade Cavada.

Por su parte, el jefe de la Unidad de Epidemiología del Hospital Carlos van Buren, Yuri Carvajal, manifiesta que es difícil apuntar a solo una razón para explicar el aumento de los virus antes del invierno, porque “hay muchas variables comprometidas. Y venimos saliendo un periodo de pandemia en que la gente no circuló, estuvo restringida”.



“Lo que sí vemos, por ejemplo, es la persistencia del COVID-19 más allá de lo esperable. Yo siempre creí que esto se iba a cerrar como se cerraban otras enfermedades respiratorias, como la influenza en 1918, que se cerró y se acabó. Sin embargo, seguimos con la persistencia de cuadros, obviamente menos grave”, detalla el especialista.

Campaña de vacunación contra los virus de invierno

Respecto del informe del Instituto de Salud Pública que habla de un aumento del 150% de casos de virus respecto del año anterior, Cavada está convencido de que “no hay que sobre reaccionar. Creo que la única medida preventiva realmente importante es que hay que fomentar la campaña de vacunación para el influenza y para esta nueva cepa del virus SARS-CoV-2 con la vacuna bivalente”.

El profesor de Epidemiología puntualiza que la vacunación hay que focalizarla muy fuerte en los grupos de riesgo. Esto es, en adultos mayores y personas con enfermedades crónicas, etcétera. “En este sentido, no hay que bajar la guardia y hay que fomentar estas campañas de vacunación, ojalá con un muy fuerte mensaje publicitario a partir de marzo”, complementa.

Algo con lo que coincide Yuri Carvajal, quien enfatiza que el país cuenta con un programa de inmunización que es obligatorio y esperamos que los padres lo promuevan en sus hijos, es decir, que sean cuidadosos de cumplir las fechas en que tienen que vacunar a sus hijos contra los virus en invierno.



“Además de aquello, diría que los niños tienen que hacer una vida sana, tienen que caminar, tienen que hacer deporte. La mejor terapia es una alimentación sana y una actividad física moderada. Todo el resto es secundario y tiene que ver con una consulta precoz en los casos de sospecha de enfermedad”, plantea a continuación.

Cómo prevenir los contagios de virus respiratorios en niños

El epidemiólogo del Hospital Carlos Van Buren también recalca que “los niños muy pequeños deben ser cuidados de manera muy especial tanto en el hospital, si son recién nacidos, como en sus casas, evitando los contaminantes intradomiciliarios, que son bastantes. También con cuidados que son específicos para ese grupo, que son algunos medicamentos que los protegen de riesgos como si fueran vacunas, especialmente del virus sincicial respiratorio”.

En cuanto a cuáles son los virus que circulan en estas fechas, Gabriel Cavada confirma que “en general hay virus estacionales, como vimos este año con el virus respiratorio sincicial (VRS) en los niños más pequeños. Después vienen los rotavirus y todos los que tienen cierta estacionalidad. Y está el virus SARS-CoV-2 y el coronavirus, el que provoca el COVID-19, que va a entrar al catálogo de los virus respiratorios, pero como uno más”.

Yuri Carvajal añade que “hay varios virus de la influenza. Nosotros en el Hospital Carlos van Buren tipificamos alrededor de 41 virus distintos, y siempre los estamos mirando en su evolución diaria”.

¿Volver a usar las mascarillas?

Puestos ante la disyuntiva de volver o no a usar mascarillas para evitar la propagación de estos virus, ambos epidemiólogos discrepan en sus opiniones.

Así, el profesor de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Chile sostiene que “la mascarilla siempre es buena en términos de evitar contagios de cualquier enfermedad respiratoria. No estamos hablando de una obligatoriedad del uso de la mascarilla, pero como medida personal no está de más, sobre todo para las personas que están en los grupos de riesgo, sobre todo en situaciones como hacinamiento y uso del transporte público“.

“Además, tal como aprendimos durante la pandemia, también es recomendable lavarse las manos con agua y jabón. Eso se debería mantener con mayor razón durante el peak de las enfermedades respiratorias”, complementa.

En cambio, para el jefe de la Unidad de Epidemiología del Hospital Carlos van Buren, “la mascarilla es algo muy sucio, porque está en contacto con la boca y la nariz, que son zonas muy sucias. Es muy difícil que una persona común y corriente sepa retirarse una mascarilla en forma higiénica y ponérsela en forma higiénica. Entonces, yo creo que en estos momentos no tienen ninguna justificación“, concluye.



Esta publicación aparece primero en ElDinamo